5 pasos para definir tu marca

Si su logotipo no apareciera con tu contenido, ¿podría su audiencia identificarlo como procedente de tu marca? ¿Sabría alguien que ve tu contenido en varios canales que todo proviene de la misma marca?

Si no tienes cuidado, puedes terminar con un surtido aleatorio de voces y tonos en el contenido producido en todo tu ecosistema de marketing

Esta experiencia de marca incoherente es más común a medida que una organización crece y, a menudo, se agrava cuando entidades externas, como autónomos y agencias, se incorporan a la mezcla de creación de contenidos de la marca.

Te preguntarás por qué es importante definir tu marca. ¿No es más importante el contenido?definirte permite que tu marca sea una fuente fácilmente identificable y autorizada en su área de especialización. Del mismo modo, encontrar una voz y un vocabulario de marca coherentes son esenciales para aplicar eficazmente estrategias de contenido localizado e inteligente.

1. Reúne una muestra representativa de su contenido

Reúne todo tipo de contenidos, desde vídeos hasta páginas web y libros electrónicos, pasando por las redes sociales. Ahora, echa un ojo crítico al contenido. ¿Qué ejemplos podrían proceder de cualquiera de sus competidores? Déjelos a un lado. Reduce tus ejemplos a un pequeño grupo de piezas únicas para tu marca, ejemplos de la voz de la marca que quieres encarnar. Imprima y coloque estos ejemplos en una pizarra, agrupando las piezas con una sensación similar.

2. Describe tu marca en tres palabras

En la misma sala que la pizarra , trabaja con tus principales creadores de contenido y propietarios de la identidad de la marca. Una vez más, lanza una lluvia de ideas  e invite a los creadores de contenido de toda tu organización, incluidos los equipos de relaciones públicas, ventas, clientes, etc. Considera el contenido de la pizarra como los mejores ejemplos de definición de marca que desea seguir . Discute los temas comunes a todas esas piezas. Agrupa los ejemplos en tres grupos temáticos.

Si tu marca fuera una persona, ¿cómo describirías su personalidad? En este punto, describe también a tus competidores como personas. ¿Es uno de tus competidores el matón de la clase? ¿Es otro el animador principal? ¿En qué se diferencian los rasgos de personalidad de tu marca?

3. Crear la línea gráfica de la marca

Una vez definida la voz de tu marca, ilustra cómo aparece concretamente en tus contenidos. Este gráfico de la marca es una herramienta de referencia esencial para garantizar que su contenido (texto y elementos visuales) utiliza de forma coherente la misma.

4. Asegúrese de que los redactores entienden cómo poner en práctica la identidad de la marca

Has definido tu voz y tu tono y lo has mostrado en un gráfico fácil de entender. ¿Cómo conseguir que todo el mundo lo utilice? Reúnete con el equipo -todos los que crean contenidos o comunicaciones- y enséñales el gráfico.

Repasa algunos ejemplos de contenidos que den en el clavo. Muéstrales en tiempo real cómo revisar algún contenido existente que no refleje la identidad. Si es posible, proporcione a los miembros del equipo una copia plastificada o en cartulina del gráfico del manual de identidad para que la tengan como referencia. Asegúrate de que también hay una versión electrónica disponible.

5. Repasar y revisar el manual de identidad a medida  que la empresa evoluciona.

El manual no es una herramienta fija y olvidada. A medida que el mensaje de la marca evoluciona o que aparecen nuevos competidores en el mercado, hay que actualizarlo con nuevos ejemplos.

WhatsApp chat