Retargeting

Cuando buscamos estrategias que mejoren nuestro marketing, una tendencia aparece, el retargeting. Este suele ser confundido con el re-marketing, es fácil de confundirlos debido a que su objetivo se basa en recuperar a un público, incluso los especialistas de marketing los llegan a usar para el mismo objetivo, por lo que a continuación nos centraremos en mostrar las diferencias y beneficios del retargeting.

 

¿Qué es el retargeting?

 

Se trata de un técnica de marketing que busca volver a impactar con anuncios a usuarios generado una actividad con la marca. Cuando un usuario entra a una página o plataforma, pero no completa el objetivo de conversión (meta) que busca la marca, éste genera una acción para poder volver a seducirle con anuncios, pero para poder lograr esto requiere de un código (un pixel o tag), por ello el retargeting es propiamente una estrategia para el marketing digital. Ésta es la diferencia que existe con el remarketing puesto que este último puede realzar incluso en puntos de venta tradicionales.

 

¿Cómo funciona?

 

Cuando un usuario visita una plataforma o web se genera un registro de los items que éste visualiza (aquí es donde entra el trabajo de las famosas cookies), este registro le premite al código generar un envío de anuncios perfectamente segmentados al usuario una vez se encuentre fuera del dominio donde se crea la acción. Es decir, el anuncio será seleccionado y lanzado con referencias a los intereses del usuario por lo que ésta estrategia es más focalizada y la clave de su éxito radica en su gran poder de segmentación.

 

Existen dos formas principales para que funcionen estas plataformas:

1.- Basados en pixeles: Es el más difundido y funciona a través de la información que se resguarda con el uso de cookies.

2.- Basados en listas: Para las listas en cambio, se requiere de tener cierta información de contacto de usuarios en una base de datos.

 

Por su naturelaza el retargeting es una heramienta ideal para aplicarla en redes sociales, la razón es simple, los usuarios pasan la mayor parte de su tiempo en estas plataformas, el uso de los dispositivos móviles facilta a los usuarios a que interactuen constantemente en sus redes, situación que no pasa desapercibida para las marcas, ya sea en Instagram compartiendo sus selfies o stories, hasta en facebook o youtube consumiendo contenido, ese mayor tiempo de exposición o consumo como hace unos años lo tenía la televsión tradicional. Situación misma que hace que las marcas destinen cuantiosas inversiones a mejorar sus sistema de anuncios para imponerse a su competencia.

 

Elementos a considerar para una estrategia de Retargeting

 

  • Hacer una buena segmentación de tu audiencia.
  • Crear secciones para diferentes objetivos/acciones de retargeting. Por ejemplo, los que hicieron click y entraron en tu sitio pero rebotaron, los que hicieron click en un producto pero terminaron comprando otro, los que iniciaron el proceso de compra pero abandonaron el carrito sin más.
  • El comportamiento de los usuarios para optimizar el anuncio. Analiza el motivo del usuario para haber abandonado, si hubo costes inesperados como impuestos o envíos.
  • Si vas a hacer retargeting a personas que ya te han comprado (para casos de ventas), recuerda que estarán más dispuestas a aceptar precios ligeramente mayores.
  • Tener paciencia permite que tus campañas se ejecuten durante unos días para que el algoritmo de la plataforma o web pueda recopilar datos que te ayuden a ser más específico.

 

Como puedes observar la opciones para hacer retargeting en redes sociales son muchas y muy variadas, el seleccionar como establecer la estrategia correcta dependerá completamente de los comportamientos de tus usuarios, optar por este tipo de técnicas es muy recomendable.

 

Anímate con este tipo de anuncios en tus próximas campañas. Y si ya lo has puesto en practica cuéntanos que tal fue tu experiencia.